El abc de la recuperación post quirúrgica

Después de haber salido de una cirugía lo más normal es que surjan diversas dudas con respecto a la recuperación, por eso aquí tenemos algunas respuestas a las preguntas más frecuentes.


Después de haber salido de una cirugía lo más normal es que surjan diversas dudas con respecto a la recuperación, por eso aquí tenemos algunas respuestas a las preguntas más frecuentes.

1. Cuidados después de la cirugía

El postoperatorio es la etapa desde que el paciente sale de una cirugía hasta que se recupera completamente, pero ¿sabías que éste tiene tres fases?

Postoperatorio inmediato:

Son las 24 horas inmediatas después de haber realizado la cirugía. El paciente requiere de supervisión médica pues el cuerpo apenas se está adaptando al nuevo cambio, por lo que es importante permanecer hospitalizado en caso que algo ocurra.

Postoperatorio mediato:

Esta etapa sucede en la primera semana después de haber sido intervenido y es aquella donde pueden ocurrir infecciones o presentarse daños a órganos a causa de la deshidratación, por eso es importante que estemos muy atentos a esta etapa pues si presentamos algunos de estos síntomas debemos acudir al médico de inmediato. 

Postoperatorio tardío:

Comprendido después de los 7 días y hasta cumplir el mes, en dicha etapa ya sólo queda el proceso de cicatrización de las heridas tanto internas como externas, pues muchas de nuestras funciones ya se habrán regularizado, sin embargo es recomendable mantener reposo para evitar que las suturas se suelten.

2. Alimentación

Algo fundamental en un postoperatorio es la alimentación pues ésta juega un papel importante en el tiempo que tardemos en recuperarnos. Si consumimos los alimentos adecuados lograremos una mejor composición sanguínea, el óptimo funcionamiento de nuestro sistema inmunológico que ayuda a disminuir cualquier tipo de riesgo, y además favoreceremos el proceso de cicatrización. Para esta etapa las proteínas y vitaminas son claves en nuestra dieta por eso te recomendamos Ensure® Advance que cuenta con 28 vitaminas y minerales, así como con proteína de alta calidad y HMB para apoyar tu nutrición durante la recuperación.

3. Di no al alcohol y al tabaco

Recuerda que también es importante dejar de lado las bebidas alcohólicas pues éstas pueden ocasionar daños en el hígado, páncreas, sistema nervioso, además de afectar la función cardíaca, ingerirlas también podría alterar los efectos de los medicamentos en tu cuerpo. Por otro lado, el tabaco también se debe suspender, ya que éste afecta nuestras vías respiratorias disminuyendo el flujo de sangre y afectando las fibras de colágeno que son fundamentales en el proceso de cicatrización. Esto sólo hará que se retrase nuestra recuperación.

4. Ejercicio

Uno de los puntos que más aconsejan los médicos es no quedarnos en cama y retomar nuestras actividades poco a poco, puesto que el movilizarnos ayudará a disminuir la hinchazón en las piernas y a prevenir la trombosis, así como a recuperar la capacidad de movilidad de nuestro intestino. Recuerda consultar con tu médico los ejercicios indicados para ti.

¡Es momento de empezar a poner estos consejos en práctica!